Vendaje Neuromuscular

El Vendaje Neuromuscular en afecciones neurológicas, es una herramienta de tratamiento muy útil, con resultados muy buenos que tiene pocas contraindicaciones y efectos secundarios, y que además tiene la característica que es compatible con cualquier otro tipo de tratamiento.

Cada día son más los profesionales sanitarios (fisioterapeutas, podólogos, logopedas, médicos rehabilitadores…) formados en este método de vendaje, en el que se utiliza un material de algodón elástico y adhesivo con diferentes colores (azul, rosa, beige, negro…) conocido como Vendaje Neuromuscular o Kinesiotaping.

¿Cómo actúa el Vendaje Neuromuscular?

El vendaje neuromuscular utiliza un esparadrapo elástico que influye en músculos, tendones, ligamentos, articulaciones y sistema nervioso. Optimiza la circulación linfática y sanguínea para recupera la capacidad de “autocuración” del cuerpo.

Por eso, el vendaje neuromuscular ayuda a nuestro organismo a activar su propio proceso de regeneración sin alterar la movilidad y facilitando la circulación.

Es por tanto un método completamente natural y compatible con cualquier otra terapia.

Beneficios del Vendaje Neuromuscular

En nuestro centro de rehabilitación neurológica somos especialistas en la Terapia Bobath pero aplicamos además  gran diversidad de técnicas para complementar el tratamiento y hacerlo más especifico y completo.

Entre las herramientas más usadas encontramos el vendaje neuromuscular que puede ser aplicado también de manera muy satisfactoria en el paciente con afectación del sistema nervioso.

Para ello se deben conocer  sus principios de aplicación y  debe ser aplicado por un profesional que es el que realizará un razonamiento clínico para usar en cada caso la técnica y la localización más adecuada. Existen además una serie de contraindicaciones que deben ser conocidas para no crear ningún tipo de reacción no deseada.

Los beneficios que podemos obtener  son múltiples  gracias a su acción biomecánica, exteroceptiva, neurorefleja, analgésica y circulatoria.

El material con el que se realiza es un tape elástico de algodón 100% con un adhesivo hipoalergènico y que se encuentra disponible en varios colores. Modificando su forma, tensión y dirección de aplicación podemos influir sobre distintas condiciones. Lo  hemos aplicado en la mayoría de las patologías que tratamos como Traumatismo craneoencefalico, ictus, Parkinson, Ataxias , Parálisis Cerebral  Infantil , ELA, Esclerosis múltiple, Lesiones medulares…

Concretando, podemos comentar las últimas experiencias  que hemos tenido con buenos resultados en  distintas situaciones:

  • Mejoria de la postura activando la musculatura de la columna en paciente con ataxia.
  • Ayuda a la activación de la musculatura abdominal para mejorar la marcha en paciente con PCI.
  • Facilitación de la manipulación fina para favorecer actividades como la escritura, ponerse los cordones…
  • Protección en subluxaciones de hombro en paciente con dolor de hombro por debilidad muscular después de ictus.
  • Edema en tobillo en paciente con ictus
  • Ayuda a la hora de levantar el pie durante la marcha evitando el roce con el suelo.

La ventaja de la técnica es que es compatible con cualquier otro tratamiento por lo que es un complemento ideal para que se prolongue el efecto de la sesión de Fisioterapia.