Osteopatía

El objetivo primordial es mejorar la calidad de vida y el rendimiento físico de los pacientes a través del equilibrio entre la estructura (anatomía) y la función (fisiología), determinantes para el funcionamiento óptimo del organismo.

Los tratamientos combinados se acompañan siempre de un trabajo preventivo de estiramientos, ejercicios, posturas ergonómicas, etc, que impidan que la patología reaparezca.

¿En qué consiste nuestro servicio de osteopatía?

un fisioterapeuta especializado en osteopatía dedicará, en la sesión, una parte al ámbito estructural, otra al visceral y otra al craneal:

  • Osteopatía estructural:

La parte estructural contendría el reajuste de la columna vertebral que desbloqueará las zonas que están sufriendo. Además,  restablecerá el flujo de energía y nutricional a otras estructuras. Aquí entraría la parte de articulaciones periféricas, ya que por un traumatismo (golpe, caída, intervención quirúrgica…) se pueden encontrar bloqueadas.

  • Osteopatía visceral:

Los órganos internos pueden estar mal posicionados (caídos por la fuerza de la gravedad) o incluso afectados por puntos gatillo de la musculatura que les rodea. Comparten nervios y vértebras con músculos importantes, por ejemplo ante un problema de estómago, pueden dolernos los trapecios, este sería un dolor de una víscera irradiado. Si tratáramos solo el cuello, el dolor no desaparecería por completo, no conseguiríamos tratar la causa del problema. Los resultados son sorprendentes.

  • Osteopatía craneal:

Mediante el tratamiento craneal tenemos acceso al cráneo, donde se encuentra mucha información (órganos de los sentidos, sistema nervioso, glándula hipófisis que regula hormonalmente todo el cuerpo…). Esto repercute en el bienestar del sistema nervioso, teniendo efecto incluso en estados de ansiedad y depresión. También es muy útil en casos de cefaleas, dándonos las herramientas para diagnosticar de dónde proviene ese dolor.