Colutorios, enjuagues y elixires bucales.
14/07/2021
La lengua blanca. Causas.
14/09/2021

El dolor de muelas, ¿qué hacer ante él?

Un problema de salud bucal común es el dolor de muelas. Este puede estar provocado por muchas razones variadas y complicadas, como enfermedad de las encías, caries, abscesos o la retracción de las encías. Afortunadamente, existen formas de evitar que se produzca un dolor de muelas o al menos de aliviarlo.

¿Qué es y por qué se produce el dolor de muelas?

El dolor de muelas es una patología común que ocurre cuando hay una infección o daño en las encías. El dolor dental suele ser agudo y puede ir acompañado de hinchazón, enrojecimiento e incluso del sangrado del tejido de las encías. 

Si lo has sufrido alguna vez, sabrás que puede dejar muy mal cuerpo, causar malestar y estrés. Suele aparecer cuando se dan afecciones como caries, encías infectadas, enfermedad de las encías, dientes fracturados, abscesos o la aparición de las muelas del juicio.

Sin embargo, el dolor de muelas puede aparecer por otras muchas razones. Estas razones incluyen problemas antes mencionados, pero también lesiones en la boca y la mandíbula, como una fractura o lesión por una caída que puede causar una infección en la boca, traumatismo en los dientes, como morder algo duro.

La anatomía de la boca y dientes

La boca y los dientes son los primeros órganos que entran en contacto con los alimentos. Por eso son muy importantes para mantener una dieta saludable. 

Conociendo la anatomía de tu boca puede ser más sencillo entender el motivo por el cual puede aparecer el dolor de muelas, y una de las razones es porque todo está conectado. La boca es una máquina perfecta diseñada para que cumpla su función, y si hay algún elemento que no está en las condiciones que debe, eso afecta al resto. No olvidemos que el dolor de muelas y de cualquier otra parte de tu boca no es más que un aviso de que algo no funciona como debe. 

Prevención del dolor de muelas: la importancia de la buena higiene y el trabajo dental

La prevención del dolor de muelas es muy importante para una vida sana. Es un hecho que se puede resolver con una higiene y un cuidado dental adecuados.

Podemos prevenir el dolor de muelas, con una buena higiene. Con estas pautas, ya estarás haciendo mucho:

– Cepillado de los dientes con pasta con flúor dos veces al día

– Usar hilo dental a diario

– Utilizar enjuague bucal dos veces al día

– Beber agua después de las comidas.

– Comer más verduras y frutas

Evita las causas comunes del dolor de muelas 

Los dolores de muelas pueden ser una experiencia muy dolorosa y frustrante. Si bien no hay forma de evitar los dolores de muelas, existen algunas formas de reducir la incomodidad que provoca. Algo tan sencillo como cepillarse los dientes después de las comidas, limitar los alimentos azucarados, mantenerse hidratado y usar enjuagues puede ayudarte un montón.

Remedios caseros para aliviar el dolor de muelas

Aunque la solución más rápida y eficaz es la ingesta de medicamentos con efecto analgésico o antiinflamatorios, no siempre los tenemos a nuestro alcance y, además, se recomienda consumirlos bajo prescripción de un médico. Sin embargo, existen remedios caseros que tienen un efecto calmante que podrán sacarte de un apuro. 

Aplicación de frio

El frío contrae los vasos sanguíneos y ralentiza los procesos inflamatorios, proporcionando una especie de anestésico. Puedes colocar sobre la mejilla un pack frío o hielo, siempre con una toalla o un paño entre el elemento frío y la piel, para no causar lesiones. Si no tienes hielo ni packs fríos, te los puedes fabricar llenando un guante de látex de agua y metiéndolo al congelador. Y si no, siempre puedes aplicar una bolsa de verduras congeladas (los guisantes son ideales porque se adaptan muy bien). Por el contrario, el calor debe evitarse por todos los medios, ya que generalmente aumenta el dolor.

La cebolla triturada

Las propiedades antibacterianas de la cebolla ayudan a reducir la inflamación y el dolor. Coloca una cebolla picada en un paño y sostenla por fuera de la zona afectada, en contacto con la piel de la mejilla durante unos minutos.

Mastica perejil

También por sus propiedades para reducir la carga bacteriana de la boca. Sus diversos compuestos convierten al perfil en elemento muy útil a nivel preventivo para el dolor de muelas.

Soluciones salinas

La sal combate la proliferación de las bacterias en el área infectada y alivia la tensión incómoda en los tejidos blandos. Tan fácil como disolver dos cucharaditas de sal en un vaso de agua tibia. Se deja en la boca durante un máximo de 2 minutos y luego se enjuaga. No se bebe.

Té negro

Su alto contenido en ácido tánico, que se caracteriza por ser antiinflamatorio y analgésico, es muy útil si tienes un absceso periodontal o una inflamación de las mucosas. Aplícate una bolsita humedecida en agua caliente en la zona de la muela. Lo puedes repetir varias veces al día.

Estos remedios nos pueden ayudar a aliviar el dolor de manera puntual, pero siempre se recomienda acudir a un especialista, quien valorará la causa de la molestia y pautará el tratamiento más adecuado.

Clínica Dental+Salud

se encuentra abierto con nuevas medidas de seguridad.

Atenderemos a pacientes con cita previa.

 
Holler Box